Cerezas

en
Cerezas sobre mesa blanca y forndo blanco. La primera cereza enfocada y las traseras más borrosas. Frutos de varios colores desde rojizos has más granates oscuro. Todos colores brillantes.

Las cerezas son el único fruto de hueso que no madura fuera del árbol. Por eso es importante recogerlas en su momento oportuno. Su época de recolección, además, es entre finales de primavera y principios de verano, un periodo muy corto en comparación con otras frutas. Nos pasamos muchos meses esperándolas y poco tiempo consumiéndolas y por eso esas semanas las disfrutamos al máximo.

No solamente están deliciosas. Numerosos estudios en los últimos años destacan sus propiedades aunque ya los griegos las usaban como remedio depurativo. Las cerezas disponen de un alto contenido en hidratos de carbono, fibra, flavonoides, potasio y vitamina C y en menor cantidad magnesio, hierro, fósforo, calcio, provitamina A y carotenos. 

En su composición, la presencia de antocianinas y alcohol perílico, le confieren acción antioxidante, antitumoral y antiinflamatoria. Igualmente algunos estudios describen su efecto en la reducción del colesterol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *